Encuentre su solución de impresión en 3D

Consulte nuestros recursos y gama de productos en stock

Imagen de impresora 3D

Una introducción a la impresión en 3D

La impresión en 3D es un proceso de fabricación aditiva empleado para crear objetos tridimensionales. Los materiales se unen y se solidifican para construir casi cualquier geometría, y la impresión en 3D se utiliza comúnmente para planes de lecciones en el sector educativo, aficionados, prototipos y prueba de concepto y para crear componentes funcionales para uso final. En el mercado está disponible una gran variedad de tecnologías y materiales para impresión en 3D según la aplicación y el presupuesto, pero sin duda la tecnología más común es FFF (fabricación con filamento fundido). Las impresoras 3D FFF generalmente imprimen usando plásticos PLA o ABS, pero con el uso de otras tecnologías, también es posible imprimir en resina, fibra de carbono y metal, aunque estas impresoras en 3D son mucho menos rentables.

La fabricación aditiva es un proceso en el que el material se va añadiendo para crear un objeto tridimensional, a diferencia de otros métodos tradicionales de fabricación que incorporan un proceso sustractivo en el que el material se va a eliminando para crear un objeto tridimensional, como el mecanizado CNC. La fabricación aditiva ahorra material residual, tiempo y dinero.

Visite nuestra sección sobre impresión en 3D en la comunidad element14 para participar en nuestros seminarios virtuales en directo y hablar sobre las impresoras más actualizadas.


Utilice los siguientes enlaces para consultar esta página:
Recursos de impresión en 3D - Tecnologías de impresión en 3D - Tecnología de escaneo en 3D - Materiales de impresión en 3D

Ventajas principales de la impresión en 3D

1.

Mejorar los
plazos de comercialización

La capacidad de producir diseños por sí mismo de forma rápida y fácil puede acelerar sustancialmente las fases de investigación y diseño de cualquier proyecto.

2.

Reducir
el coste del prototipado

Los materiales de impresión en 3D son una forma rentable de producir varias versiones de sus diseños conservando el control total sobre el diseño.

3.

Producir
partes a medida

Cree diseños únicos que un fabricante tradicional no podría ofrecerle y evite la costosa producción en masa.

4.

Posibilidades
ilimitadas

La impresión en 3D es una forma divertida y versátil de producir un número infinito de diseños y es ideal tanto para profesionales como para makers.

Recursos de impresión en 3D

Logo de Craftbot
Logo de Craftbot
Logo de Craftbot
Logo de Craftbot
Logo de Craftbot

Tecnologías de impresión en 3D

FFF / FDM (fabricación con filamento fundido / moldeado por deposición fundida): utiliza filamento termoplástico continuo alimentado a un cabezal de extrusión térmico. El material se derrite a aproximadamente 180 – 200 °C (según el material) y se introduce a la boquilla del cabezal de impresión. El material se imprime en capas pequeñas (es posible preseleccionar la resolución de las capas) y cada capa se solidifica encima de la capa anterior. El cabezal y la cama de impresión se mueven de forma automática para crear la forma tridimensional deseada. Las impresoras 3D FFF pueden ser de doble material, lo que permite al usuario imprimir con ambos materiales al mismo tiempo, imprimir parte del objeto con un material de apoyo soluble (para crear geometrías complejas) o, en algunos casos, imprimir al mismo tiempo dos objetos separados. Los materiales comunes incluyen PLA, compuestos de PLA, ABS, PETG, TPU, nylon, PP y policarbonato.

Impresoras 3D B32 de resina: imprimen resinas utilizando fotopolimerización donde la resina se expone a la luz causando que las moléculas se unan y formen un polímero para crear el objeto tridimensional. El método por el que se expone la luz a la resina puede diferir según la impresora y puede emplear tecnologías SLA, DLP o DPP. La resinas vienen en una variedad de colores y pueden ser flexibles, firmes o de alta resistencia a la tensión.

  • SLA: esta tecnología utiliza un rayo láser a lo largo del área de impresión para solidificar la resina a medida que va pasando. Este proceso descompone la resina, capa por capa, en una serie de puntos y líneas que se pasan al galvanómetro como un conjunto de coordenadas. Esta tecnología es ideal para imprimir de forma simultánea varias partes pequeñas o para impresiones grandes detalladas.

  • DLP: utiliza un proyector digital para proyectar una imagen de cada capa a lo largo de toda la plataforma a la vez. Como el proyector es digital, la imagen de cada capa está compuesta por píxeles cuadrados, lo que tiene como resultado una capa conformada por pequeños ladrillos rectangulares. Esta tecnología es buena para partes pequeñas, de alta resolución y complejas y para imprimir rápidamente objetos de mayor tamaño y menos detalles.

  • DPP: utiliza resinas sensibles a la luz diurna y un panel LCD ubicado debajo del tanque de la resina para irradiar píxeles lumínicos (no de luz ultravioleta) a la resina para solidificarla.

    Volver a la parte superior de la página

Tecnología de escaneo en 3D

El escaneo en 3D es un proceso en el que un objeto real se analiza para reunir su información geométrica y, según el equipo que se utilice, su apariencia. Después puede enviar los datos escaneados al software CAD 3D, editar o cambiar las dimensiones y enviar a una impresora 3D. El escaneo 3D es particularmente útil para crear réplicas individuales de objetos tridimensionales ya existentes, en especial si el objeto está hecho a medida y el usuario necesita una copia exacta sin producción en masa. Los escáneres 3D pueden ser de escritorio o portátiles. Los escáneres de escritorio generalmente tienen una mesa giratoria que da vuelta de 360° al objeto para completar el escaneo. Los escáneres portátiles necesitan que el usuario escanee el objeto a mano hasta reunir suficientes datos en el proceso de escaneo para crear un objeto tridimensional.

Volver a la parte superior de la página

Materiales de impresión en 3D

PLA (ácido poliláctico): es un termoplástico biodegradable creado a partir de fuentes renovables (como el almidón de maíz) y es el material de impresión en 3D más común, en particular entre los aficionados. Este termoplástico firme se conoce como un material fácil para imprimir y puede imprimirse con fiabilidad en extrusor de impresora 3D FFF estándar. Pese a ser biodegradable y por ende ecológico, este material no se considera adecuado para ingeniería debido a su fragilidad, ya que se hace pedazos si el usuario intenta atornillar o perforarlo. El PLA no necesita una superficie de impresión caliente.
Compre PLA ahora

Compuestos de PLA: están conformados por PLA y un compuesto (como madera y bronce) para dar el aspecto y la sensación del material compuesto, ya que la mayoría de las impresoras 3D de escritorio no puede imprimir en metal y las impresoras 3D no pueden imprimir en madera. El contenido de PLA en un compuesto de PLA es cerca del 70 % y el material del compuesto representa el 30 % restante. Dichos materiales pueden ser abrasivos y no tienen las mismas propiedades biodegradables del PLA. Asimismo, el compuesto de PLA no tiene las mismas propiedades mecánicas ni conductivas del material compuesto (es decir, el filamento de PLA y acero no conduce electricidad ni calor como lo hace el acero).
Compre compuestos de PLA ahora

ABS (acrilonitrilo-butadieno-estireno): es un material fuerte y durable ideal para imprimir partes que estarán expuestas a altas temperaturas. Este material es menos frágil que el PLA y se le puede dar un acabado en baño de acetona para darle una apariencia brillante. El ABS puede sufrir deformaciones durante la impresión y requiere de una cama de impresión caliente. El ABS es un producto elaborado a base de hidrocarburos y, a diferencia del PLA, no es biodegradable. El ABS también produce humos tóxicos durante la impresión que pueden ser desagradables para el usuario por lo que se recomienda también utilizarlo en carcasas y con la extracción adecuada. Este material no es seguro para alimentos.
Compre ABS ahora

PETG (glicol tereftalato de polietileno): es un material resistente de gran fortaleza, diseñado para imprimir productos fuertes y de alto impacto. A diferencia del ABS, la degradación del PETG es mínima y es un material ideal para impresiones de mayor tamaño. Además el PETG no produce los mismos humos que el ABS, por lo que no se requieren carcasas para realizar la impresión. Este material también es seguro para los alimentos y reciclable. Las desventajas del PETG es que la luz ultravioleta lo puede debilitar y si se expone a sobrecalentamiento, se puede volver quebradizo.
Compre PETG ahora

TPU / TPE (poliuretano termoplástico): es un termoplástico flexible, ideal para imprimir muchos artículos comunes como carcasas de teléfonos móviles. Este material tiene una textura de caucho y su fortaleza puede variar según la marca y la composición de las materias primas utilizadas. El TPU / TPE es resistente tanto a químicos, aceites y a muchos solventes, así como a la abrasión, lo que lo convierte en un material ideal para partes de uso final.
Compre TPU /TPE ahora

Otros materiales de impresión en 3D incluyen: HIPS, nylon, policarbonato y PVA
Compre otros materiales de impresión en 3D ahora


Volver a la parte superior de la página